Tag

Concentración periodistas archivos - wellcomm Talento para comunicar

Dame un motivo para seguir siendo periodista

By | Actualidad, Debate, En portada, Mundo comunicación, Periodistas, Profesionales / Docentes | 10 Comments

14 de febrero.  San Valentín.  Brilla el sol, la temperatura es agradable y la concentración de periodistas convocada bajo el puente de Juan Bravo comienza a fraguarse. ¿El objetivo? La honrosa defensa de la dignidad periodística de los integrantes del sector. ¿Convocantes? La Asociación de la Prensa de Madrid, con Urbaneja a la cabeza.

Los minutos pasan y el ambiente se caldea, pero no hierve. La concentración empieza a parecer una sopa de fideos… sin fideos. 150 personas según la Policía, 200 reza El Mundo y 300 (periodistas, no espartanos) aventura el medio que más ha tirado por lo alto.

Podría entrar a comentar los eslóganes de las pancartas pero me parece más significativo el baile de cifras: más de 60.000 plumillas con papeles en España, 1.800 empleos perdidos desde el verano, la amenaza de más de 5.000 despidos en el aire y… 300 (venga, me quedo con el dato chachi) periodistas debajo de un puente. El de Juan Bravo en este caso.

Por ejemplo, ¿Dónde están los chicos de ADN.es? No creo que estén preparando otro vídeo de despedida (¡muy buen trabajo chicos!). ¿Y los chicos de Bloomberg TV España? ¿Bolsacinco? ¿Los ‘ilegales’ de la desaparecida Localia? ¿Los desterrados de PRISA y Unidad Editorial? ¿Los que temen por su puesto de trabajo? ¿Y los que viven de esto? Y aquí me incluyo.

Como muchos de mis compañeros y amigos, yo no fui a esa concentración. Por la sencilla razón de que me niego en rotundo a hacer el borrego acudiendo a la llamada de una Asociación que supuestamente me representa, pero que tiene la capacidad operativa de un crucero de ocho pisos varado en medio del Atlántico. La APM sumó mucho asociado por el seguro médico que facilitaba a sus miembros (y no, no soy asociada ni tengo seguro médico… de momento, porque si la cosa se pone chunga hago una “grouchada” y me cambio de principios), pero ¿alguien recuerda la última vez que hizo algo realmente útil por los profesionales?

Dejo la pregunta en el aire y me despido con una anécdota: la de la niña que portaba un cartel que decía “Dame un motivo para ser periodista”. Y ahí estaba Magis Iglesias, presi de la FAPE, para apelar a la “pasión” que es el periodismo. Una pasión más cara que la turca de Gala, si me apuras.

Ahora me arrepiento de no haber estado allí para haberle dicho a Magis, “Magis-ima, dame una razón para seguir siendo periodista”. Porque duelen tantos medios cerrados, tantos compañeros y amigos en la calle, tantos compañeros y amigos con salarios infrahumanos, con jornadas leoninas, tantos compañeros y amigos sin contrato. Tantos compañeros y amigos (Urbaneja, estoy contigo) sin dignidad.

Firma: una consultora de comunicación muy periodista.

Pin It on Pinterest