Category

Comunicación empresarial

Liderazgo y palabras

Por | Actualidad, Comunicación empresarial | 1 comentario

La semana pasada se celebró en Valencia una reunión muy interesante de directivos de primer nivel en la que el objetivo principal fue tratar de esclarecer el papel que deben adoptar las empresas para colaborar con el desarrollo económico y social de nuestro país. Organizado por la APD, el encuentro reunió a más de 1.500 directivos de toda España sobrepasando todas las previsiones de la organización. Analizamos algunos contenidos y reflexionamos sobre el liderazgo y el futuro

Read More

Dos maneras de comunicar (y afrontar) una enfermedad: Lance Amstrong y Steve Jobs

Por | Actualidad, Comunicación, Comunicación empresarial | 2 comentarios

Desgraciadamente, el cáncer es una enfermedad más presente en nuestra vida diaria de lo que nos gustaría ya que afecta a una de cada cuatro personas. Se trata de una situación en la que nos cuestionamos y redefinimos nuestros criterios. En ese sentido, se destacan dos reacciones recurrentes: podemos intentar mantener la normalidad, pensar que no pasa nada y solventar los imprevistos de la enfermedad en la medida en que éstos se suceden, o podemos encararlo de frente e intentar sacar lo positivo de la nueva situación en la que nos encontramos. Ambas son válidas en tanto ayuden a superar la crisis. Read More

Formación en comunicación en las escuelas de negocio

Por | Comunicación empresarial | 2 comentarios

Iniciamos hoy una serie de entrevistas con los responsables de los principales cursos ofrecidos por las Escuelas de Negocio dirigidos a la formación de profesionales de la comunicación empresarial. El objetivo es  que nuestros lectores conozcan de primera mano la oferta existente y saquen sus propias conclusiones. Hemos decidido acotar aquellos cursos en los que se menciona de forma explícita la “dirección de comunicación” y el formato “executive” Read More

Del amor y la comunicación

Por | Actualidad, Comunicación empresarial, Comunicación institucional | Sin comentarios

Nos sugiere Rosa del Blanco que no dejemos de leer el artículo publicado por la revista Communicacion Director titulado “Ama a tus agencias”. El artículo no tiene desperdicio y todos los que nos dedicamos a este complicado mundillo nos vemos reflejados varias veces a lo largo del texto.

¿Tenemos la agencia que nos merecemos o no nos merecemos la agencia que tenemos? Read More

Comunicarse con un millón y medio de profesionales

Por | Actualidad, Códigos profesionales, Comunicación empresarial, Comunicación institucional, Mundo comunicación | 1 comentario

No era pequeño el reto que se marcó Carmen Muñoz – Dircom- y todo su equipo de comunicación en Unión Profesional cuando decidieron actualizar un manual que ofreciera las claves principales para orientar el universo comunicativo de una organización tan enorme y compleja como son los colegios profesionales tanto por sus públicos objetivo como por su propia estructura de funcionamiento. Tras la recientísima publicación de este manual, nos ha parecido interesante charlar un poco con Carmen.

A estas alturas del sXXI ¿sigue haciendo falta un manual de comunicación para los Colegios? Hace falta para los colegios profesionales y para cualquier otra institución o sector con responsabilidad y peso específico en la sociedad. Falta pedagogía de la comunicación. En instituciones como los colegios profesionales hace falta mucha piel; estar muy cerca de los profesionales y de los ciudadanos y ampliar el mapa de públicos con el que se interrelaciona conscientemente la institución. Responder a la pregunta acerca de qué o para qué somos los colegios profesionales obliga a saber cómo son nuestros colegiados y para ello tenemos que saber cómo es la sociedad, qué servicios profesionales demandan los ciudadanos, cuáles son sus temores, sus esperanzas, cómo viven… y moldearnos. Nos falta mucho porque dar respuesta a todo eso y hacerlo a través de los canales y herramientas de nuestro tiempo exige al menos de tres impulsores: un acto de fe por parte de nuestros políticos, profesionales de la comunicación haciendo comunicación de los colegios y una puesta al día continua.

Solo un 17,6% del total de organizaciones colegiales tiene un responsable de comunicación ¿a qué causas responde esta realidad? Es una opinión muy personal, pero tengo la sensación de que los colegios profesionales no hemos sido conscientes de que éramos responsables de contar y no solo de hacer. Hay todavía hoy un desequilibrio entre esas dos realidades. Instituciones tan imbricadas en la realidad y construcción social, económica e intelectual como son los colegios no se planteaban que tenían que «justificarse» ante la sociedad. Ahora estamos en esa transición. La comunicación también para los colegios profesionales acabará siendo estratégica. Aunque poco a poco hay ejemplos ya formidables de esto.

¿Cuál es el papel de la estrategia de comunicación en la estrategia general de los Colegios Profesionales? Escaso. En general, la comunicación es percibida como un instrumento (caro) y, cuando se implanta, está muy orientada a la prensa. De instrumento ha de pasar a fundamento (e inversión) y de trabajar para impactar en prensa ha de abrirse a una perspectiva integral, en la que seamos capaces de hacer del colegio (de cada colegio) un verdadero edificio de diálogo e interrelación. El colegio profesional (de la profesión que sea) o está en la calle o tendrá problemas para sobrevivir. Hay pocos casos de entidades potencialmente más cercanas a lo cotidiano y al bienestar personal y social que aquellas que representan la salud, la justicia (la defensa) o la seguridad.

¿Cuáles son las principales oportunidades de mejora en la comunicación colegial? Muchas! Todas! Es el momento e internet, que trae un cambio cultural, también nos pone muy fácil llegar a lugares antes inalcanzables. Si vencemos esa resistencia al cambio y evitamos quemar cartuchos contratando en el corto plazo paquetes de comunicación estandarizados low cost, casi todo representa una oportunidad. Es clave repensar los públicos con los que nos interrelacionamos y planificar y aplicar comunicación en línea a esa redefinición.

¿Qué papel juega Unión Profesional en todo esto? Unión Profesional definió en su plan estratégico del año 2007 que la profesionalización de la gestión interna de los colegios profesionales se convertía en una de sus prioridades básicas. Y dentro de esa profesionalización, la comunicación ocupa un lugar relevante. Hemos mantenido una apuesta por la formación a través de seminarios de comunicación bimestrales, hacemos a lo largo del año cursos sobre diversos aspectos de la comunicación (desde web 2.0 a protocolo) y editamos una serie que se llama Cuadernos de Comunicación, dentro de la cual está el libro recientemente editado. El primero de esos Cuadernos, por ejemplo, lo presentamos en octubre de 2008 y fue sobre la Gestión de Crisis en el sector colegial.

El manual Cuaderno de Comunicación. Colegios y colegiados puede descargarse gratuitamente a través de Bubok o adquirir la versión impresa haciendo el pedido en la misma página.

A vueltas con una RSC confusa

Por | Comunicación empresarial, Mundo comunicación | 2 comentarios

Interesantísimo estudio de Servimedia y Estudio de Comunicación sobre la RSC y los medios de comunicación y los periodistas. En el marco de los cursos de verano de El Escorial, ambas empresas han presentado un informe lleno de puntos de partida para el debate.

El informe pretende dar claves para analizar porqué se publica una noticia social u otra; el peso de las noticias sociales frente a las económicas o políticas; cómo se entiende o se transmite la información de RSC o cómo se valoran las fuentes o las informaciones al respecto.

El punto de partida del informe ya nos parece importante en sí mismo ya que concluye que para la empresa la RSC es una cosa y para la sociedad, otra. Sólo coinciden en el aspecto medioambiental de la misma.

Como en muchos otros aspectos de la comunicación, no existe unanimidad para definir qué es esto de la RSC, cajón de sastre en el que incluimos mucho de todo aquello que no sabemos en dónde encajar. En este sentido, tenemos una reciente aportación del presidente de DIRCOM, José Manuel Velasco, dentro del marco de los cursos de verano. Pero ¿es qué, acaso, ser bueno es una doctrina funcional de las organizaciones o, por el contrario, entra dentro de  los parámetros – entendamos como lógicos- inherentes a los principios morales del ser humano y, por lo tanto, de las oganizaciones?  Las conclusiones del estudio son un mix bastante curioso en el que se habla de RSC hacia dentro, hacia fuera y desde dentro y desde fuera.

Estando en donde estamos y viviendo lo que estamos viviendo en el periodismo español, cabe preguntarnos ¿de verdad que la información social debe tener un equipo especializado? Pero… ¿de qué estamos hablando? ¿Estamos ciegos? ¿No sabemos lo que está pasando en nuestros medios de comunicación en los que los profesionales son algo así como chicles que se estiran, se estiran y se estiran…, multifacéticos y mudos por lo que les pueda pasar? ¿Un equipo especializado? Suena a broma.

Por eso llama la atención que cuando el estudio pregunta si el medio para el que trabaja realiza acciones de RSC, un 58% dice que si y que éstos, mayoritariamente, se refieren a “tener una fundación – aquí podríamos ser incluso maliciosos fiscalmente hablando- o a colaborar con organizaciones sin ánimo de lucro”. Sin embargo, ninguno de ellos apunta a que su empresa realiza acciones de RSC hacia dentro, respetándolos a ellos como trabajadores, informándoles adecuadamente, evitando situaciones que les lleven al enfrentamiento personal (como listas de despedidos o lista de candidatos factibles de irse para que los demás sepan que si estos se van no habrá más despidos…, o retrasos en el pago de nóminas para que se pongan nerviosos y aguanten mejor la presión…) Eso es RSC en los medios y, lo demás, palabrería.

No perderse los comentarios no tabulados.

RSC y brazo en la basura

Por | Comunicación empresarial | 2 comentarios

“Era necesario seguir trabajando”. Es espeluznante la historia de Franz Illes Melgar, este boliviano trabajador – perdón – esclavo de la panificadora valenciana EL HORNO ROVIRA SAFOR, a la que desde aquí rogamos nadie nunca más en la vida vuelva a hacerle un pedido ni a comprarle un colín.

No encontramos justificación alguna en la mentalidad de un jefe que antepone el trabajo a la dignidad de una persona. Eso es la denigración de la más pura de las RSC. De tirar un brazo a la basura y obligar al trabajador a seguir con el tajo a mantener empleados sin papeles, sin contrato y sobreexplotados… no es sino la más clara manifestación de una persona que más que persona parece una alimaña. No hay razón, no hay justificación y no hay derecho.

Pero este acto debería servir para hundir a una empresa, una empresa sin alma que se ha dado a conocer al gran público por su maldad y por su inhumanidad. Esto si que comunica. Lo demás, es pura demagogia.

El jefe no es el que más sabe

Por | Actualidad, Comunicación empresarial, Informes y publicaciones | 4 comentarios

Joaquín Moral, a través de facebook, nos descubre esta entrevista a Juan José Almagro, Director General de Comunicación y RSC de Mapfre. Fue publicada en expansionyempleo.com el día 8 de mayo. Por su interés, coherencia y sensatez  nos ha parecido interesante reproducirla aquí íntegramente.

Convencido de la importancia de las personas en las organizaciones, Juan José Almagro echa de menos la coherencia en la gestión de recursos humanos y lamenta la falta de comunicación y la transparencia de la alta dirección en un momento clave para el progreso empresarial.

Ha desarrollado toda su trayectoria profesional en Mapfre y se puede decir que le sobra perspectiva empresarial. En su periplo por distintos puestos de alta dirección en esta organización, Juan José Almagro ha sacado tiempo para la docencia, para escribir tres libros, participar en la elaboración de otros tantos y también para cultivarse en una de las facetas que más pesa en la empresa: la responsabilidad social corporativa (RSC). Es un área que le apasiona, tanto o más que la gestión de personas. Y es en estos momentos de incertidumbre económica cuando Almagro apuesta más que nunca por una gestión eficiente que saque a la luz los nuevos valores, por el buen gobierno y por la coherencia en la comunicación: “Cuando engañamos a los empleados rompemos ese finísimo hilo que se llama fidelidad, lealtad o confianza, que es lo que las organizaciones reciben de sus profesionales”. Por este motivo aboga por los jefes como garantes de ese equilibrio un liderazgo que, en su opinión, no está vinculado a los conocimientos. “El jefe no es quien más sabe, sino aquella persona que es capaz de formar un equipo, marcarle unos objetivos, motivarle y decirle cuándo se equivoca”.

¿Qué es la responsabilidad social corporativa?
– El compromiso que hoy tiene que asumir la empresa o la institución como consecuencia del nuevo papel que le corresponde jugar en el mundo económico y social.

¿Cuál es ese nuevo papel?
– La sociedad demanda a la empresa generar empleo; ser innovadora, eficiente y competitiva. También ser capaz de hacer todo esto en un entorno más humano y habitable, y además comprometerse socialmente.

¿Cómo se consigue el equilibrio entre el compromiso interno y el externo?
– Diciéndole a las personas la verdad. La comunicación supone involucrar a la plantilla en un proyecto común.

¿Qué departamentos tienen que influir en este proceso?
– Es tarea de todos. La empresa no es una agrupación de departamentos. Las áreas de recursos humanos, de comunicación y la dirección de responsabilidad social corporativa tienen que ser capaces de instaurar procesos de comunicación permanentes en la organización. La empresa moderna tiene que ser absolutamente transparente.

¿Está preparada para esta transparencia la alta dirección?
– Cada vez más, pero en una época no tan lejana se informaba y se comunicaba mal. Ahora los empleados quieren saber qué está pasando, no hay que tratar a los profesionales como personas que no entienden nada, sino como adultos responsables.

¿Por qué se comunica mal?
– Hay falta de costumbre. Cuando la gente se queja en el seno de las organizaciones o protesta por los jefes y sus defectos lo hace por falta de comunicación. Para evitarlo, deberíamos involucrar a los profesionales en un proyecto común y explicarles cuáles son los objetivos generales y globales de cada departamento.

Resultados de negocio, gestión de personas… ¿Se les exige demasiado a los jefes?
– En parte, por eso se les paga. El directivo cobra más porque no sólo tiene que desarrollar su trabajo, también tiene que dirigir a las personas de su equipo, lo que supone conocer en todo momento qué están haciendo, si se sienten cómodos en su puesto de trabajo y atender a cualquier tipo de sugerencia, porque su participación es decisiva para el buen fin del proyecto.

¿Es capaz de detectar el mal ambiente en la empresa?
– Se detecta en actitudes e incluso en la preocupación de los profesionales. En concreto en la dirección general que lidero nos reunimos dos veces al año para analizar este tema. Es un ejercicio muy gratificante porque nos permite profundizar en la necesaria unión que tiene que haber entre las personas que ocupan o desarrollan su actividad enun área.

¿Se mima a los empleados o nos encontramos ante un paternalismo barato?
– Las empresas están cuidando a las personas porque saben que sólo pueden llevar a cabo planes de actuación si tienen un equipo formado adecuadamente. El paternalismo no ha desaparecido, pero se ha avanzado en la gestión. Las empresas, merced a la RSC, van a tener que comportarse de forma muy distinta; la responsabilidad es una forma de gestionar basada en valores que a su vez sirve para crear valor en la organización.

¿Cómo detectar el talento?
– Sólo a través de la formación. Desafortunadamente, hay cierto divorcio entre empresa y Universidad. Por eso si una compañía quiere triunfar, tiene que instaurar el aprendizaje colectivo, y no me refiero sólo a los jefes, sino a toda la plantilla. La formación no puede convertirse en un privilegio.

¿Se practica la promoción horizontal?
– Todavía no. No todos los profesionales desean ascender a un puesto directivo. Hay muchos de la Generación X e Y que no quieren asumir funciones de jefatura, pero sí responsabilidades de trabajo y compromiso. Hay que crear un organigrama que contemple un colectivo de técnicos que desarrollen su trabajo a satisfacción y con plenitud.

En procesos de reestructuración, ¿qué deben hacer las empresas para motivar a su plantilla?
En cualquier proceso, la principal responsabilidad es comunicar leal y verazmente. Las personas quieren saber qué está ocurriendo y actuar en consecuencia. En época de crisis no se debe ocultar información, contar las cosas como son y entre todos tomar la mejor solución posible, sin olvidar que la empresa que no es capaz de dar resultados y sobrevivir no podrá generar empleo y desaparecerá.

Mejor libro wellcomm del año: Reflexiones sobre el management de la comunicación

Por | Comunicación empresarial | 5 comentarios

La encuesta no ha dejado lugar a dudas. Para los lectores de wellcommunity el libro más interesante  ha  sido “Reflexiones sobre el managament de la Comunicación” de Federico Rey Lennon y Javier Bartoli Piñero.

Os aportamos una breve reseña del libro y animamos a los autores a proporcionarnos una versión de libre descarga.

La función del director de Comunicación se encuentra entre las más solitarias dentro de una organización, además de la función del CEO, que por naturaleza está solo en la cumbre organizacional. Y su quehacer es solitario precisamente porque el del director de Comunicación es un rol de experto, de especialista. Aunque muchos creen dominar el tema, no es frecuente que haya dentro de una organización -fuera del departamento de comunicación- alguien que tenga un mediano conocimiento de lo que es reputación, persuasión y el arte de la comunicación.

El rol de un DirCom va más allá de las obviedades, porque -como bien lo plantean Federico Rey Lennon y Javier Bartoli Piñero en este libro- se trata de un asesor cuya capacidad para analizar entornos complejos y para el manejo vasto y amplio de todas las vetas de información que hay en una organización lo lleva a ser una de las pocas personas con una visión de 360 grados de la misma.

El DirCom es un alfil del CEO y pieza clave del equipo directivo al que frecuentemente se le asignan roles y delegan responsabilidades que suelen ir más allá de la mera práctica comunicacional porque al final de cuentas éstas tienen la posibilidad de impactar en la reputación o en la imagen corporativa de la empresa.

Reflexiones sobre el management de la comunicación es un texto fresco y práctico, el cual habrá de ser un libro de cabecera para todo aquel que quiera ser un buen director de Comunicación.

La evidencia nos mata

Por | Actualidad, Comunicación empresarial, Debate, Mundo comunicación, Opinión, Opinión y debates | 1 comentario

¿Cómo puede ser que un 96% de los futuros empresarios de este país considere que la política de comunicación de una empresa es importante o decisiva para alcanzar el éxito y, de ellos, un 59% no tiene  claro qué es la Comunicación Corporativa ni cuál es su papel en empresas e instituciones? Esta es, para nosotros, la principal y alarmante conclusión de un interesantísimo informe elaborado por Estudio de Comunicación y por el diario El Economista sobre la valoración de intangibles por parte de futuros directivos.

Que este tanto por ciento tan elevado de estudiantes de último curso de carrera de económicas y de ADE, y estudiantes de MBA y postgrado consideren que la comunicación, la RSC y la imagen pública -todo ello tarea del área de  comunicación corporativa- sea clave en la empresa sin saber qué es la comunicación ni como funciona, nos debería hacer recapacitar y pensar cuál es la responsabilidad que los profesionales de la comunicación y las organizaciones que nos representan tenemos en esta demoledora situación.

No puede seguir habiendo master, curso de postgrado, etc. sin que se exista un módulo de comunicación corporativa y menos aún que éste no sea impartido por profesionales de la comunicación. Pero, más aún, nos deberíamos preguntar si realmente ¿funciona la comunicación de la comunicación?

Pin It on Pinterest