¿Están los head hunters dañando la Comunicación?

By 24/03/2010Actualidad, Hoy

Salta a la actualidad el cese de Juan Astorqui como Director de Comunicación (y más) de Caja Madrid tras la reciente incorporación de Rodrigo Rato como Presidente. La noticia no puede ser más lógica ya que el puesto de Dircom es un puesto de máxima relevancia (bien por Caja Madrid) y, obviamente, de máxima confianza. Así que, que Rato quiera traer a su nueva casa a un responsable de la comunicación de su “onda”, es del todo lícito y asumible.

La cosa nos parece que se complica algo más cuando la responsable de la búsqueda de este nuevo perfil cae en manos de una firma de head hunting. Al cabo, nos viene a la memoria el reciente post escrito por David E. Handerson en su blog, sobre el daño que los head hunters hacen a las Relaciones Públicas y que os invitamos a leer. Para Handerson, la falta de profesionalidad de los head hunters es inmensa y difícilmente son capaces de dar con profesionales de verdad, con los perfiles que realmente se están buscando y con talento. Handerson va un poco más allá y asegura que, desde luego, en el campo de la comunicación esto es todavía más grave porque, a veces, se convierte más en la búsqueda de una figura bonita que en la de un profesional con experiencia y competencias. Aunque en su propio blog tiene el debate servido, a través de los comentarios, en general coinciden en la necesidad de que las búsquedas se lleven a cabo por expertos con experiencia demostrada en el sector.

Nuestra pregunta quiere ir más a allá ¿es buscar talento ir a la competencia a “robar” el perfil requerido? (caso Velasco, Panadero… ) ¿Es eso realmente búsqueda o es simplemente hunting debido, sobre todo, a la lejanía que los head hunters generalista tienen del mundo de la comunicación? Obviamente ahí casi no cabe el error y se transforma en una apuesta sobre caballo ganador que el cliente felizmente abona. Pero, ¿qué pasa con el resto de profesionales que  con formaciones similares y experiencias amplias no entran en la ruleta por estar fuera de la “lista”? Mal me está decirlo, quizás porque tengo que hablar de nosotros mismos, pero wellcomm cuenta en estos momentos con la mayor base de datos de profesionales de la comunicación en nuestro país y no nos cuesta admitir que tenemos mucho talento y muy buenos profesionales (aunque no integren quinielas)

Estamos en un momento revolucionario de la comunicación. No acertar en la selección de los profesionales más adecuados para el puesto que busca Rato, o que buscaban hace relativamente poco otras grandes del Ibex, nos va a parecer imposible si se pesca en aguas ajenas pero me encantaría ver qué es exactamente lo que Rato busca, Caja Madrid necesita, el head hunter detecta y los candidatos ofrecen. Aún más ¿vendrá del mundo de la comunicación o será un gran gestor? Se admiten apuestas…

NOTA:  Si alguno de nuestros lectores se siente candidato potencial, le invitamos a expresar sus argumentos. Procuraremos hacérselos llegar a Caja Madrid.

Join the discussion 2 Comments

  • Tenía yo la pila baja de energía porque probablemente estaba previsto en mi destino encontrarme con este post que me diera en la diana, y así resetearme un poco y espolearme.

    Sigo este blog porque me gusta la orientación de Wellcommunity. Me pareció así desde el momento que lo descubrí y lo publiqué en mi anterior bitácora: Comucor. Creo que aporta un sentido y una sensibilidad responsable, motivadas quizás por ese valor femenino que está tan en alza como necesario es.

    Hago esta intro porque me parece atinada la esencia de lo que en este último post se afirma, pues refuerza esa línea de comportamiento que subrayaba en el párrafo anterior. Y es por lo tanto clave que avale yo también la misma tesis: en el mundo de la Comunicación, y más hoy en día, hay que imprimir un rigor diferente en los procesos de elección de los profesionales de la Comunicación superando el momento aquél de ‘busco periodista famoso’ u otros similares. Desconozco si los heads hunters realizan mal esta tarea, ya que no tengo demasiada experiencia ni referencias sobre la cuestión, pero desde luego no me extrañaría.

    Pero sí sé cuan necesaria es la cualificación para elevar la Comunicación Corporativa más allá de la rutina de ‘quítame esta nota de prensa que te monto una rueda de prensa para llegar con mi revista interna de papel couché, sí de papel couché’. Que todo eso está muy bien, que es necesario…; pero que no vale con que una empresa busque, en exclusiva, a esa persona con agenda ( repleta de teléfonos más o menos influyentes)que supuestamente paran rotativas in extremis si algo de lo que se va a publicar desliza algún inconveniente.

    Limitar la gestión de la Comunicación Corporativa a eso es limitarla mucho, como trágico es que muchos de los que acceden a puestos de gran responsabilidad en el sector de la Comunicación tienen que aprender sobre la marcha; y claro sólo dan para reescribir la típica/tópica rutina de ‘quítame esta nota de prensa que te monto una rueda de prensa para llegar con mi revista interna de papel couché’… Que todo eso está muy bien, pero bien that´s the tip of the iceberg my dear.

    Llevo muchos años predicando en este sector profesional. Tengo mucho que ver hacia atrás por mi espejo retrovisor de la memoria, pero amigo mío, cuando más late mi corazón y mis neuronas despegan a miles de watios por segundo es cuando me sitúo en el mundo de internet, que cuidado no es sólo el futuro, sino también el presente con (¡atención!) estelas ya en el pasado. Que ya está bien de recurrir a latiguillos…

    Los comunicadores, ahora sí gracias a internet, se convierten en gestores que trabajan en empresas y que aportan a la cuenta de resultados ( midiéndo resultados cada vez de forma más y mas precisa; y abajo con las traducciones de tanta nota de prensa esto es lo que vale si fuera publicidad…) . Las herramientas del social media son la base de los modelos de explotación empresarial de los próximos 15 años, y los comunicadores debemos saberlo. Especialmente el microblogging desde mi punto de vista, pero también los blogs, wikis y en un plano diferente las redes sociales o foros se colocan progresivamente como la estructura sobre la que se han de asentar las empresas que nunca más harán negocio con las puertas cerradas. Hablamos de canales de comunicación y de bits, la infraestructura y la materia prima necesarias para competir en un entorno en el que de manera creciente la gestión se hará por mercados afectados por los niveles de influencia de las personas y por organizaciones que determinan con protagonismo suficiente su nivel de implicación en los éxitos colectivos que deberán coordinar líderes participativos.

    Aquí quedo, expresándome hasta este punto gracias a esta tribuna que los buenos bits nos trajeron. Como tantas otras de interés que hay por ahí. No niego que la idea de aspirar a la alta instancia de la que informais no me estimule. Me estimula, así que si alguien cree que está bien lo que digo y quiere saber más de mi no tendrá mucho problema en encontrarme.

    Gracias por todo gente amable de Wellcommunity.

    Benito Castro.

  • Silvia dice:

    Gracias, Benito. Sobre todo, por las aportaciones. Creo que es un debate que no deberíamos perder. Si, además, conseguimos cargar baterias… ¿Qué más se puede pedir?

Leave a Reply

Pin It on Pinterest

A %d blogueros les gusta esto: