Concretando… Y, de lo mío ¿qué?

By 21/10/2009Actualidad, Hoy

Leemos en el boletín semanal de DIRCOM que representantes de la Asociación y de ADECEC (Asociación que agrupa a las empresas consultoras de Comunicación) se han reunido para “conocer las necesidades actuales de los directores de Comunicación en el nuevo contexto económico y de responsabilidades, contribuir al reconocimiento de la Comunicación y de sus profesionales, y velar por unas mejores prácticas entre empresas y consultoras”.

Aunque la forma de expresarlo sea un poco ¿inocente? está claro que ambas organizaciones están condenadas a entenderse. En estos momentos existe un problema – no entramos a valorar si muy grave o no- de lenguajes, ya que –aún hablando un mismo idioma- ambas organizaciones no expresan de igual forma. Y, es curioso, porque hay algunos miembros que participan de ambas organizaciones.

Seguir hablando de las necesidades de los dircom o del reconocimiento de los profesionales es algo crónico porque llevamos años haciéndolo y el avance es tremendamente lento (y ya aburre un poco, la verdad). Lo que nos parece más importante y clave para el futuro de nuestra actividad es que existan un enfoque y un compromiso común que destierre, de una vez y por todas, la insensata situación de incomprensión entre nosotros mismos. Los expertos en comunicación somos los primeros poco atendidos (por no decir maltratados) por nuestros colegas comunicadores y el corporativismo, además de sufrir por su ausencia, puede llegar incluso a ser clasista.

Esta debería ser una de las claves del debate entre Dircom y ADECEC, evitando caer de nuevo en la tentación de hablar mucho, entender poco y hacer menos. Creemos necesario concretar mucho más las propuestas (“ambas organizaciones han acordado colaborar en la planificación de módulos de formación en Comunicación para las pequeñas y medianas empresas y en la organización de un taller que analice el proceso de selección de las consultoras de comunicación”), y abrirse a la experiencia y aportación de los asociados más allá de los integrantes de las juntas directivas.

Sin lugar a dudas, el reconocimiento de nuestra labor debe ir introducida por nosotros mismos ante todos los demás profesionales de las organizaciones y ello, posiblemente, nos facilite el trabajo de futuros observatorios, mesas de trabajo, reuniones, etc. que tan difícilmente cuesta poner en marcha.

Join the discussion One Comment

  • Pedro dice:

    Magnífica noticia y punto de vista expresado.

    Yo añadiría que estos señores de los eventos, los saraos y la endogamia crónica, podrían de una vez plantearse una acción de lobby profesional sobre la necesidad para la economía y la sociedad en España de que las empresas, Gobierno y ciudadanos se tomen en serio la responsabilidad corporativa.

    Sólo así el dircom y sus consultores serán tenidos en cuenta, aunque eso -necesariamente-barrerá a más de un@ del mercado.

Leave a Reply

Pin It on Pinterest

A %d blogueros les gusta esto: